Cirugía de la escoliosis

Terapia conservadora de la escoliosis


El tipo de terapia (conservadora vs. quirúrgica) se decide en función de la magnitud de la deformidad (ángulo de Cobb) de la columna, la localización de la curva escoliótica en la columna, la edad del paciente, su sintomatología y la progresión de la escoliosis en el tiempo. 

La terapia conservadora (no-quirúrgica) se suele recomendar para pacientes menores de 10 años y con una edad comprendida entre los 10 y los 14 años con una escoliosis con una curvatura (ángulo de Cobb) entre 20º y 40º. La terapia conservadora suele consistir en un corsé diseñado y adaptado por un ortopedista para el tronco del paciente. En casos en el que el crecimiento del paciente ya está muy avanzado o en los que se objetiva una progresión de la escoliosis a pesar de la terapia con corsé, se suele tener que recurrir a la cirugía.



Terapia quirúrgica


La cirugía clásica: la fusión de la columna vertebral

La terapia quirúrgica clásica se basa en la fusión de la columna vertebral. La fusión provoca que la columna quede rígida, no se pueda doblar y, una vez se ha completado el proceso de fusión, el resultado es irreversible.


Descubre más

Gran avance quirúrgico: Corrección de la escoliosis por vía anterior

Esta novedosa técnica quirúrgica minimamente invasiva permite mantener la flexibilidad y el movimiento de la columna del adolescente.


Descubre más


Fusión de la columna vertebral

La terapia quirúrgica clásica se basa en la fusión de la columna vertebral. La fusión provoca que la columna quede rígida, no se pueda doblar y, una vez se ha completado el proceso de fusión, el resultado es irreversible.

En los últimos 30 años y hasta ahora, la terapia quirúrgica clásica de las escoliosis se ha realizado por vía posterior. Se opera por tanto a la paciente por la espalda y se fija la columna mediante tornillos y unas barras de metal. En su momento fue un gran avance pero presenta inconvenientes para el paciente, ya que el objetivo de la cirugía clásica es la fusión ósea irreversible de la columna para que se una toda la columna mediante hueso y que provoca su total rigidez. 

pastedGraphic.png
©

Imagen de rayos X de una escoliosis antes de la cirugía (imagen izquierda) y después de cirugía por vía posterior clásica con tornillos y barras metálicas (imagen derecha).

La columna operada mediante la técnica clásica queda rígida, no se puede doblar, el crecimiento del tronco del paciente se ve limitado durante el crecimiento y una vez se ha completado la fusión, el resultado es irreversible.

pastedGraphic_1.png
© Verein Skoliose Schweiz

Comparación de la espalda de una pacientes con escoliosis antes de la cirugía (izquierda) y de la espalda de la misma paciente tras la cirugía correctora de la escoliosis (derecha). Obsérvese como tras la cirugía se ha corregido la simetría de los hombros y las escápulas y la cicatriz en la zona media de la columna.

Debido al acceso posterior por el que se tienen que separar todos los músculos de la columna vertebral, el paciente suele perder bastante sangre durante la cirugía, suele requerir varios días de estancia en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y no se suele dar el alta hospitalaria hasta los 10 días tras la cirugía.


Corrección de la escoliosis por vía anterior (ASC)

Nueva cirugía minimamente invasiva de corrección de la escoliosis por via anterior.

En el Morgenstern Institute of Scoliosis ofrecemos una alternativa a la fijación (fusión) clásica de la columna vertebral con barras rígidas de metal. Recientemente se ha desarrollado una nueva tecnología para el tratamiento quirúrgico de las escoliosis llamado “corrección de la escoliosis por vía anterior” (anterior scoliosis correction o ASC) o también es conocido como “vertebral body tethering” (atar los cuerpos vertebrales).

© Globus Inc.

Los implantes de la novedosa técnica de ASC dinámica por vía anterior unidos mediante un cordón de un compuesto plástico trenzado bio-compatible

Esta técnica utiliza un cordón (un compuesto plástico trenzado bio-compatible) para unir los cuerpos vertebrales de la columna. Gracias a esta técnica se puede prescindir de las barras rígidas de metal/titanio utilizadas en la cirugía clásica, EVITANDO dejar la columna del niño rígida y sin posibilidad de doblarse tras la cirugía. 

pastedGraphic_2.png
https://www.scoliosis.gen.nz/tethering

Comparación de la fijación clásica para escoliosis por vía posterior con barras de metal (izquierda) con la novedosa técnica de ASC dinámica por vía anterior (derecha) en un modelo artificial de la columna vertebral

Por tanto, esta novedosa técnica quirúrgica permite mantener la flexibilidad y el movimiento de la columna del niño.  Esta nueva técnica de corrección por vía anterior modula el crecimiento armonioso de los cuerpos vertebrales, de forma que el tronco del paciente se puede desarrollar de una forma natural y acaba teniendo un tamaño normal para su edad y crecimiento. Además, el crecimiento armonioso conlleva que la curva de la escoliosis incluso sigue mejorando conforme el crecimiento del niño avanza con la edad. 

© Dr. P Trobisch

Imágenes de una paciente operada con cirugía ASC que le permite doblar su espalda (imágenes izquierda y central) en comparación con una paciente operada mediante cirugía clásica con barras de metal que resulta en una espalda rígida (imagen derecha) 

Otra gran ventaja de la técnica de la corrección por vía anterior es que es reversible al no inducir la fusión ósea de la columna vertebral del paciente (que sería irreversible). Por tanto, si el paciente tuviese una evolución desfavorable siempre se puede recurrir a las técnicas quirúrgicas clásicas sin ningún tipo de inconveniente para el paciente. 

pastedGraphic_6.png